Home
Videos
Edições impressas
Jornais anteriores
Contato
Sobre nós
Notícias e análises sobre as ações fascistas contra o governo bolivariano da Venezuela
25 de janeiro de 2014 Notícias
Recomende essa matéria pelo WhatsApp

(Humberto Gómez García) 

FEDECAMARAS, VENANCHÁN Y CIA: SU BANDERA ES

LA GUERRA CIVIL Y LEOPOLDO LÓPEZ SU EJECUTOR

 

El 12 de febrero fue para la oligarburguesía representada en Fedecamaras, la Camára venezolana americacana Venanchan, en Consecomercio, el momento decisivo de su plan golpista que pudiera comenzar por una guerra civil adelantada por los grupos paramilitares y los focos subversivos que dirigen los grupos del fascismo amarillo de primero (in) justicia y la llamada voluntad popular que lidera el fascista Leopoldo López en quién descansan las esperanzas de los gobernantes norteamericanos y en particular la CIA para encabezar una presunta ‘revolución suave o naranja’ que acabe con la Revolución Bolivariana.

 

Un rápido recuento de los últimos hechos subversivos encabezados por grupos fascistas los podemos encadenar con la concentración de la derecha en Caracas y el asesinato del camarada Juan Montoya, ‘Juancho’, activista de los Colectivos Revolucionarios del 23 de Enero. También murió el compatriota Basil Da Costa, 23 lesionados, incendiados 6 vehículos del CICPC ubicado en la Plaza Carabobo, destrozos parciales e incendio en el edificio de la Fiscalía General de la República en la avenida México.

 

La agresión en Margarita de los peloteros cubanos que participaban en la Serie del Caribe. La agresiva agresión a la residencia gubernamental del Gobernador Vielma Mora en San Cristóbal, dirigida tras bastidores por el Alcalde fascista de esa ciudad y por Leopoldo López. Los sucesos violentos de Mérida contra el Gobierno y el joven fascista que por imprudencia se electrocutó al ir a destruir una valla de la Gobernación de Mérida. Agresión a la vivienda del Ministro Osorio. En el programa juvenil Zurda Conducta del 11 de febrero se transmitió un audio entre dos redomados golpistas, el militar retirado Carratú Molina y Fernando Gerbasi, ex embajador en Colombia, donde claramente hablan de volver a la situación golpista del 11 de abril de 2002.

 

Ya para el 12 de febrero se habían planteado “incendiar a Venezuela”, el presidente lo denunció y ellos lo hicieron, y convocaron una concentración en la Plaza Venezuela no sólo para hacer una demostración de fuerza y retar al gobierno sino para ejecutar que en la fecha gloriosa para la juventud venezolana es el punto de partida de una rebelión vario pinta para derrocar el gobierno constitucional. Las consignas subversivas son más que evidentes: “Vamos a alzarnos contra este gobierno”. “Este Gobierno va a caer”. “Maduro, renuncia”. “Maduro, vete ya”. “NO nos iremos desde las calles hasta que no se vaya Maduro”.

Es significativo que escogiera el fascismo esta fecha épica para iniciar su ofensiva de un marcado carácter anti venezolano. Para nada les interesa la Patria, para ellos más importante es un rollo de papel tualé. Ni el 12 de Febrero, ni el 5 de Julio, ni el 19 de abril les interesa, no quieren a Venezuela, quieren su petróleo, sus dólares.

Por supuesto que la marcha tuvo varias etapas. La concentración en la Plaza Venezuela donde se avivó el odio de los presentes a través de los diversos oradores y los grupos de choque y paramilitares, con radios, celulares y otros medios de comunicación llegaron las bombas molotov y los morrales de objetos contundentes; es decir, se prepararon para lo que vendría después, crímenes que tenían fríamente calculados. La Marcha hasta la Defensoría del Pueblo, relativamente tranquila. La llegada a la Fiscalía General de la República era el centro de la estrategia terrorista de generar la más atroz e insólita violencia y el inicio del golpe. El pretexto de ir hasta ese sitio era protestar por la prisión de los grupos golpistas caídos apresados en Margarita y San Cristóbal. Les ofrecieron ser recibidos, por la Fiscal incluso y se negaron, lo que evidencia que no iban a denunciar ni a protestar nada sino a iniciar su “rebelión” por el simbolismo que tiene la Fiscalía General de La República.

 

Viendo lo ocurrido se puede establecer que el objetivo no sólo era tratar de destruir el edificio sede de la Fiscalía, incendiarlo con el personal adentro inclusive y donde resultaron heridos varios funcionarios, sino establecer que los objetivos iban dirigidos contra la institucionalidad, sus sedes: Fiscalía, CICPC y otros. Un verdadero reto al gobierno del Presidente Maduro y a la Revolución con el desarrollo de un violencia extrema.

 

¿Qué lectura le damos a esta sangrienta ofensiva fascista, quizás políticamente subestimada por las fuerzas progresistas?

Lo que no pudieron hacer en abril, una insurrección violenta y terrorista que le dio paso al golpe de Estado, lo están intentando ahora en una combinación de grupos paramilitares colombianos, militantes de javu y el plan Sharp. Hay una preparación militar evidente obtenida en Miami, más el consumo de drogas y licor en plena marcha por parte de muchos marchistas para darse valor y desatar su odio.

 

La otra lectura es que esta ofensiva golpista con seguridad la ordena Fedecamaras y sectores de la oligarquía afectados desesperadamente con las nuevas medidas económicas, con la ley que controla las ganancias hasta un 30% en la venta de mercancías, con el recorte drástico de la entrega de dólares. Son las respuestas a su guerra económica y lo de hoy: muertes, incendios, destrozos, es la nueva respuesta de la oligarquía y el imperialismo norteamericano, la CIA el supra gobierno yanqui.

 

Pero la ofensiva fascista y terrorista aparentemente recayó sobre Leopoldo López Boves y su grupo voluntad popular y María Corina Machado Malinche, en la lucha por el liderazgo de la oposición, el aparente desplazamiento del otro super fascista Capriletti, cabeza visible del vandalismo, los crímenes y el terrorismo después de la derrota electoral. ¿Enyugaron con lo de hoy al resto de la Mud, a la oposición vacilante o que, en todo caso, no comparte la política de violencia que preconiza esta minoría? (12/02/14) (humbertocaracola) (@hgcaracola)

 

 

 

 

¿VIOLENCIA IMPORTADA. GOLPE GRINGO POR ENTREGAS?

 

Los sucesos violentos, criminales y terroristas ocurridos el 12 de febrero desatados por la derecha fascista, dirigida por sus nuevos líderes Leopoldo López Boves, María Corina Machado Malinche, Julio Borges, ameritan, sin dudas, un análisis no sólo político sino psicológico, social, de clases.

Por ejemplo de la significativa concentración que el 12 de febrero se reunió en la Plaza Venezuela, ¿todos los que allí estaban convalidaban la violencia o fueron ingenuamente a ejercer su derecho a la protesta contra el gobierno revolucionario sin saber que en su seno se preparaban acciones criminales como las que se produjeron frente a la sede de la Fiscalía General de la República, punto de partida de un intento de guerra civil?

 

Viendo detenidamente los videos de la concentración en sus diferentes momentos, películas en su mayoría tomadas por las cámaras de Televén, Globovisón, se puede captar el estado de ánimo que fue impregnando a los presentes. La forma como se maltrató el espacio de la bella y rescatada Plaza Venezuela, la destrucción ya podía sugerir que en algunos grupos de los marchistas no se planteaba el cuidado o preservación de los bienes públicos, al contrario por la fuerza del grupo poco importaba dañar o destruir esos bienes.

 

La marcha no iba cargada de un espíritu protestatario sino de una intención golpista, eso es más que evidente y se percibe en las pintas callejeras, en las consignas que voceaban que exigían la salida del gobierno. La protesta contra la carestía, la inflación, etc. fue apenas una hoja de parra que se cayó a los 50 metros de la marcha para dar paso a la exigencia golpista de derrocar el gobierno. Como decían los golpistas Fernando Gerbasi y Carratú Molina en su conversación telefónica, se iba a repetir, iban a reeditar el 11 de abril de 2002. “Maduro, renuncia”, “Maduro vete ya” y otras similares ponían en evidencia que se trataba de una marcha subversiva, golpista alimentada en su seno por las voces fascistas de López, Machado y otros líderes de primero (in) justicia, voluntad popular que dirigían la marcha hacia sus objetivos destructivos.

 

Había un estado psicológico, anímico en los marchistas, llenos en un alto porcentaje de ellos de un odio irracional, quizás no que se iba a derrocar al gobierno en ese momento sino que podía ser el inicio de su caída. Prevalidos de que no serían reprimidos, menos una masa tan grande; envalentonados por la prédica simplista y retadora de Leopoldo López Boves, fueron a la marcha resueltos a todo, con deseos de comerse vivos a los chavistas como lo expresó una demente por twitter que apoyaba el asesinato de venezolanos con pensamiento diferente al suyo. ¿Era esa franca declaración al crimen de esa dama una orden a ejecutar crímenes como lo hizo Bocaranda el 14 de abril que escribió por twitter que en un CDI del Zulia estaban escondidas las urnas de votaciones? Toca al gobierno investigar también eso.

 

El análisis que se haga de los sucesos del 12 de febrero, repito, nos debe llevar a concluir que aquella masa, cargada de odio, envenenada por una prédica irracional, era el pretexto del estado mayor golpista. Afinaron los métodos. Corrigieron los errores de los intentos insurreccionales del 14/15/16 de abril de 2013, y prepararon mejor los grupos paramilitares que harían la parte más sucia de la acción golpista, los destrozos a las instituciones. ¿Dirigía realmente Leopoldo López Boves aquellos grupos super violentos?

Allí hay un trabajo militar, de expertos en guerra de baja intensidad y no precisamente venezolanos. El tipo de violencia luce importado, al igual que muchos delitos y asesinatos. Habría que saber si de los apresados por el gobierno hay extranjeros, colombianos, salvadoreños, hondureños particularmente.

 

La mano de Uribe se siente detrás de todo esto. Hay una decisión internacional, que parte del gobierno norteamericano y los grupos fascistas entronizados en Colombia, de derrocar el gobierno. La crisis económica generada precisamente por la guerra económica desatada por la oligarburguesía, las carestías, la impuesta inflación que ha generado descontento sobre todo en las clases medias del este de Caracas, fueron el caldo de cultivo aprovechado para plantearse el 12 de febrero como el día D, no el día que caería Maduro sino el inicio de la acción de su derrocamiento. Fue la respuesta oligarca a la ley de precios justos, su decisión irrevocable de retomar el poder.

Hay una entente internacional que, en general, se conoce bien quiénes la integran porque en buena medida son los mismos que desde el inicio de la Revolución Bolivariana viene pugnando por su derrocamiento. Sólo que ahora los grupos más ultrosos, la derecha de la derecha se impuso y le impone al resto de las fracciones opositoras, no necesariamente fascistas todas, pero o que ven con agrado lo que hace la vanguardia de locos y criminales de primero (in) justicia y voluntad (in) popular o son arrastrados, incluso mediante la fuerza y la amenaza de muerte, a apoyar aquellas bárbaras acciones. En la MUD hay miedo a ese monstruo que construyeron Borges, Capriles, López Boves, María Machado y otros. Es una mezcla abigarrada de simpatías, antipatías, miedos a los fascistas y sus amenazas, miedo al gobierno y su acción justiciera y de defensa del país.

La violencia no cesa, pero la actitud del Gobierno es contemplar a los sediciosos, no actúa con la debida fuerza, tolera la presencia de los sediciosos y terroristas que los agreden con piedras y balas. Lo ocurrido en VTV es patético: acoso, agresiones, insultos, incendios y la policía nacional pasiva, sufriendo estoicamente las agresiones fascistas. ¿Por qué no actúan, qué están esperando, a que haya más muertos y heridos? Es una estrategia poco comprensible y, además, angustiante. El golpe está en marcha, no hay dudas, detenerlo es tarea de todos porque lo que se está arriesgando es mucho. Pero el gobierno debe actuar con mayor contundencia. Las guarimbas hay que desbaratarlas y utilizar la fuerza no estar poniendo las mejillas. (14/02/14) (humbertocaracola@gmaiol.com) (@hgcaracola)

 

 

¿ES EL ESTADO TÁCHIRA EL VERDADERO OBJETIVO DEL GOLPE?

 

Tres días tiene en desarrollo el denunciado golpe de Estado fascista. Los daños, destrozos son incontables. Millones de bolívares se han acumulado en el gigantesco daño patrimonial causado por las hordas mercenarias fascistas en Caracas y en todo el país. No hablemos de los compatriotas asesinados, heridos y heridas. La magnitud de la oleada de destrucción de bienes públicos no tienen parangón con los intentos subversivos anteriores, sólo se compara con el sabotaje terrorista en el complejo petrolero de Paraguaná en el 2012 o la destrucción de buena parte de la industria petrolera durante el paro de 2002/2003.

 

Pero donde la destrucción se ha afincado es, sin dudas, en el Estado Táchira, en particular en la ciudad de San Cristóbal. Baste escuchar el relato de destrucción en la ciudad que ha hecho el Gobernador Vielma Mora a la que comparó con la Roma que incendió el emperador Nerón a principios del cristianismo.

 

¿Por qué esa saña contra los tachirenses y particularmente contra su bella capital, San Cristóbal? ¿Por qué los dirigentes visibles del golpe en marcha, María Machado Malinche y Leopoldo López Boves han hecho tantos viajes a ese estado?

Creo que allí puede estar una de las claves de la acción subversiva.

¿Qué grupos son los que tienen incendiada la ciudad, destruido instituciones del Estado y centro educativos como la sede de la UBV o la Contraloría de salud totalmente incendiada?

 

Evidentemente que grupos paramilitares –que no dudo en pensar que la mayoría son colombianos– llevan la vanguardia de las acciones. La forma como se comportan, sus acciones de pega y huye, el apoyarse en grupos estudiantiles, disolverse en ellos, tener el apoyo del fascista alcalde municipal, poner al parecer en jaque al Ejército y a la policía que no son más contundentes, sugieren una primera fase táctica que se desarrolla en crear el caos en la misma medida que no son militarmente reprimidos. Van paso a paso y tienen en buena medida el camino abierto porque el gobierno no se decide a disolverlos por la fuerza.

¿Si el gobierno no declara el estado de excepción regional qué pudiera pasar?

 

Es un viejo objetivo de la ultra derecha venezolana y de sectores del uribismo tratar de separar al Táchira de Venezuela para crear una bese de apoyo para invadir al resto de Venezuela y enfrentar y destruir la Revolución Bolivariana. Claro no es sólo el Táchira, su objetivo también es el Zulia y el Estado Bolívar, pero donde lucen más fuertes es en el Táchira y el gobierno regional se muestra débil.

 

Hay un conjunto de otras razones para precipitar el golpe, una de ellas es la lucha gubernamental contra el contrabando y el acaparamiento. En el caso del Táchira es particularmente excepcional porque hay un verdadero ejército de colombianos y venezolanos que forman parte de la industria del contrabando. Sin haber llegado aún al fondo, los golpes asestados a empresarios venales que tienen infinidad de productos escondidos para llevarlos a Colombia y revenderlos allá a precios astronómicos.

No sería de extrañar que muchos de los grupos paramilitares que hoy se ensañan con crueldad y maldad infinita contra una ciudad centenaria y sus pacíficos habitantes, sean los mismos que ejercen el delito del contrabando.

 

Pero si esa es una razón –y de mucho peso– otra de mayor volumen lo constituye la aprobación de la ley de precios justos. Ya el solo anuncio tuvo un impacto sicológico entre el empresariado venal y corrupto de Fedecamaras/Venachán/Consecomercio que ve temblar su falsa estructura de enriquecimiento. No tengo la menor duda que de allí salió la orden de iniciar el día D del no retorno que le dieron a la Malinche María Corina y al Boves Leopoldo López. Claro después que desde el gobierno norteamericano autorizaran la bárbara acción porque allí está el origen de cuanto está aconteciendo.

 

Es decir, en Táchira se conjugan un conjunto de factores que hacen más particular y principal la acción golpista. El que la gentuza del petróleo asilada en Colombia hayan comprado 17 aviones, varios artillados y en las bases militares en manos del ejército norteamericano cercanas a la frontera venezolana no es casual. El ejército de paracos que tiene preparado el ex presidente Álvaro Uribe y su odio infinito hacia Venezuela creando las condiciones para mover, clandestinamente, por trochas y caminos verdes, esas fuerzas al país, estacionarlas preventivamente en haciendas del narco tráfico.

 

Los informes dados públicamente por el Gobernador Vielma Mora sobre la magnitud de la destrucción en la ciudad, el someter a la ciudadanía a una tensión y angustia extrema imponen, a nuestro juicio, el estado de excepción regional. La forma como se está conduciendo el enfrentamiento a los violentos puede hacer que se le vaya de las manos al gobierno regional, desde nuestra óptica la ciudad debe ser militarizada.

 

Hay informes hechos públicos por los grupos sociales y el poder popular en Barquisimeto que señalan que mientras el Gobernador Henry Falcón se deslindaba de la violencia de primero injusticia y voluntad impopular, el clandestino y solicitado delincuente incitador y organizador de la violencia y los crímenes ocurridos, Leopoldo López Boves, se ocultó en la residencia del Gobernador Falcón. Cierto o no, es claro que López se dirige al Táchira a dirigir la violencia y probablemente ponerse a la cabeza de un posible gobierno si la derecha llega a tomar esa importante plaza política. No desestimemos ninguna posibilidad.

En suma, creo que no debe perderse de vista lo que está ocurriendo en el estado Táchira, no se debe permitir que por allí se cuele el golpe. (14/02/14) (humbertocaracola@gmail.com) (@hgcaracola)


{Acessos: 129}
Recomende essa matéria pelo WhatsApp


Faça seu Comentário



Comentários
Nenhum comentário para esse conteúdo.
EDITORIAL:

Liberdade imediata de Lula para retomar a soberania e o desenvolvimento do país
Diante deste cenário desolador não há outra saída possível e necessária senão a imediata libertação de Lula e eleições diretas. Neste sentido vale reforçar a importância da unidade das esquerdas em torno da candidatura Lula e de um projeto de desenvolvimento nacional.
Receba nossa newsletter

Videos recentes
Suplementos Especiais
Links Recomendados
Matérias recentes
Noticias recentes
Batalhas de Ideias
Comunicação
Ganma Hispan TV Press TV Russia Today TeleSUR
Palavras-chave
J. Posadas - Obras publicadas
Leituras sugeridas
A FUNÇÃO HISTÓRICA DAS INTERNACIONAIS Del Nacionalismo Revolucionario al Socialismo Iran - El proceso permanente de la revolucion Iran - El proceso permanente de la revolucion La musica, El Canto, La Lucha Por el Socialismo
Desenvolvido por Mosaic Web
Recomendar essa matéria: